Conoce al grupo más heterogéneo de España

Si todos ellos ocupasen una misma casa, siempre estaría encendida. Quienes viven en los hogares a contracorriente no siguen costumbres ni horarios establecidos. No se van a dormir a las 12 y quizás esta sea la única rutina que compartan. Acércate y descubre cómo es su día a día.

Conoce al grupo más heterogéneo de España

Si todos ellos ocupasen una misma casa, siempre estaría encendida. Quienes viven en los hogares a contracorriente no siguen costumbres ni horarios establecidos. No se van a dormir a las 12 y quizás esta sea la única rutina que compartan. Acércate y descubre cómo es su día a día.

Vidas a contracorriente: así es su día a día

Cada historia es diferente, igual que sus metas, pero todos coinciden en que han aprendido a buscar alternativas para llevar una vida cómoda a pesar de no cumplir las ocho horas habituales de descanso. Hemos hablado con mujeres y hombres cuya profesión les exige estar activos por la noche, mientras el resto duerme. Ponemos el foco sobre ellas para descubrir qué buscan, qué temen y cómo gestionan sus vidas a contracorriente.

En España, el 8,7% de los hogares tienen actividad nocturna, en ellos viven personas que comienzan su jornada laboral por la noche. Una vez finalizada, cada uno marca su propio ritmo de sueño. La mayoría duerme menos de lo normal, les basta con unas cuatro o cinco horas diarias.

Angie Rigueiro, trabaja de periodista

Angie Rigueiro escribe por las noches las noticias con las que se despertarán los españoles cada mañana. Como periodista y presentadora de las Noticias de la Mañana de Antena 3, desde bien entrada la madrugada prepara el primer informativo de la cadena, que después se retransmite en directo a partir de las siete.

¿Cómo es el día a día de una periodista con esta responsabilidad? Se levanta a las 3 de la mañana y vuelve a su casa sobre las 10. Ha dormido unas seis horas seguidas, por lo que se vuelve a ir a la cama hasta las media mañana. “Eso me ayuda a no tener mucha sensación de jet lag, porque al levantarme tan pronto el cuerpo se queja. Con esa siesta no voy mal y el resto del día hago deporte y voy a la universidad”, cuenta.

Rigueiro también es directora del máster de Periodismo en Televisión de la Universidad Francisco de Vitoria, al que le dedica la tarde. Aún así intenta estar en casa sobre las siete, para cenar temprano e irse a dormir antes de las 10. “De lunes a jueves no puedo cenar prácticamente con nadie, pero intento ir a comer con mi pareja, con mis padres o quedo a comer con amigas”.

Jorge de la Cueva, trabaja en un casino

Pero el periodismo no es la única profesión que exige estar despierto mientras los demás duermen. Cada vez más personas tienen un empleo con horario nocturno. Para algunos, como Jorge de la Cueva, es la única forma de realizar un trabajo que les gusta.

Él trabaja cinco noches a la semana en el casino del municipio toledano de Olías del Rey. Siempre se ha considerado una persona nocturna. Con 18 años entró por primera vez a uno de estos centros recreativos y decidió que dedicaría su vida profesional a trabajar de noche. Así lo ha hecho durante la mayor parte de su vida. Ahora, con 40 años, relega sus horas de ocio a la madrugada, ya que sigue activo cuando llega a casa.

Y hay quienes lo hacen porque, a cambio, consiguen estar cerca de sus familias durante toda la semana, ver crecer a sus hijos o disponer de tiempo para sus hobbies.

Andrés Velasco, trabaja de recepcionista de noche

Andrés Velasco es uno de ellos. Trabaja con horario nocturno desde los 14 años, se ha acostumbrado a esta rutina y la compagina bien con su familia. Empezó como mozo de hotel con 23 años, cuando aún era soltero, ahora está casado y tiene dos hijos pequeños. Trabajar de noche le permite reunirse con todos ellos por la tarde: hacen la compra juntos, juega con los niños o les ayuda con los deberes.

Maite Sánchez, trabaja haciendo estudios de sueño

Algo parecido le ocurre a Maite Sánchez, otra madre súper-heroína que se dedica a hacer pruebas de sueño en el Hospital Universitario Quirónsalud Madrid por la noche, y a cuidar de sus hijos por el día. Cuando éstos nacieron decidió que “le compensaba” restar horas de sueño a sus días y así disfrutar de más horas de su crianza. Su tiempo para dormir es el horario lectivo de los niños.

Maite también es ejemplo de que, en muchos casos, el esfuerzo que hacen es vital para que el mundo siga el ritmo que conocemos. Su profesión sólo se puede llevar a cabo por la noche, como la de muchos otros. Todos ellos tienen algo más en común: una energía contagiosa. Son personas despiertas y luminosas con mucho que contar..

Ahora que los conocemos más, sabemos que sus hábitos son muy diferentes a los del resto. Por eso, comparamos de un vistazo las actividades que realizan a diario con las de otros tipos de hogares.

Así es el día a día de los A contracorriente: ¿Qué los diferencia del resto de los hogares?

Controla el tiempo para examinar mejor la diferencia. Puedes ver un día en un minuto o analizarlo a un ritmo más pausado.

Seguir leyendo...

Lo que el uso de la energía nos revela de los hogares españoles

En nuestro país hay 18 millones de hogares y 6 estilos de vida que nos definen. Lo hemos descubierto examinando los datos de consumo de los contadores de Endesa.

Saber más

Así son los hogares en cada provincia

Sabemos cuáles son las provincias en las que más se madruga y donde más energía se consume.

Ver mapa

¿Qué hace cada hogar en cada momento?

Un adelanto: nos gusta estar en casa, madrugar y ver televisión.

Ver visualización

¿Cuánto sabes sobre la energía?

Descubre a qué tipo de hogar perteneces y otros datos sorprendentes.

Hacer el test

Así se vacían las ciudades en verano

El consumo de energía es un indicador fiable para conocer las costumbres de un lugar. Sin más información, es fácil determinar las estaciones del año o los días de la semana.

Ver visualización